El Nueve de Bastos

Elige tu tirada aquí

→ Resistencia

Este arcano nos enseña que vamos a sufrir un “bache” antes de llegar al final de nuestro camino en el tema  que se pregunta. La verdad es que no nos pilla por sorpresa, ya intuímos que algo va a estallar dentro de poco, estamos viviendo esa calma tensa. Como  carta del día es una carta muy fácil de interpretar y su mensaje es claro: Tienes que adoptar una pequeña actitud de desconfianza y recelo. Ponte en estado de alerta incluso allí donde no parezca haber peligro aparente, es probable que hoy tengas que callarte alguna información para no meter la pata, o las ganas de contar algo que sabes que ocurrirá pronto, etc. Hay veces que hay que ser prudentes, no reincidir en los errores ya cometidos otras veces y ser discretos. 

El IX de Bastos habla también de la fuerza y la resistencia que se ha adquirido a lo largo del As del fuego. Ya se han vivido experiencias que han hecho entender los reveses de la vida cotidiana y se ha adquirido una estabilidad y madurez para enfrentarse al cualquier adversidad. El deseo y energía primera del As de bastos ha evolucionado hasta aquí, y queda guardado esperando perfeccionarse en el momento oportuno.

Estado de reposo, alerta y acumulación de energías para defenderse de cualquier frente endurecido hasta el final. Persona que guarda, por ejemplo; alguien que ahorra, reservado, que no habla demasiado, introvertido, desconfiado, que tiene información oculta, que se traga el orgullo y las debilidades, las pasiones…alguien que es una “tumba”, que sabe guardar secretos. 

Se le relaciona con gente que se gana la vida en la escritura y el periodismo.

En una zona negativa, describe todas las características mencionadas llevadas al extremo. Sentir miedo sin razón, desconfiar de absolutamente todo y no querer aprender de los demás ni de nada. Perfeccionismo y terquedad. Obstáculos, poca energía y retrasos.

En la imagen izquierda adjunta (Tarot Alquímistico) el personaje va cargado con las varas cruzando un río, éste es la representación gráfica del obstáculo mencionado. A su vez, se perfecciona al sumergirse en el agua, pues se ha “purificado” y renovado para avanzar a la perfección. La visión de Dalí en este naipe me transmite el cansancio que se supera gracias a las reservas y la resistencia. La atmósfera en la que se encuentra el joven está caldeada y los bastos son mucho mayores en proporción, pero más grande es aún su otro yo, el que yace medio muerto a los pies de la carta, siento que es él mismo que pide levantarse y lo consigue.

Ilustraciones: Tarot Alquimístico, 1500. Lo Scarabeo

Tarot Dalí, Salvador Dalí, 1971. Lo Scarabeo

 

Elige tu tirada aquí

Deja un comentario